Identidad digital, reputación online, ¿el derecho al olvido, si se quisiera ¿

Todos tenemos identidad digital está claro, peo no somos conscientes de la repercusión que puede tener en nuestra vida, aunque tratemos de evitarlo, de todos hay rastro en Internet.

La identidad en internet es algo esencial que, a menudo, vamos construyendo sin pensarlo mucho. Sin embargo, expresarla y construirla puede ser no sólo un proceso creativo y enriquecedor.

La identidad digital es tu carta de presentación que van a ver quienes te busquen en Internet, y estoy de acuerdo en que nuestra identidad es algo cambiante, no un estado.

Obtenemos información sobre nosotros que en algún momento hemos publicado. También podemos encontrar contenido que otros han colgado. Comentarios en un blog, imágenes, videos, menciones en una noticia, la publicación de una sanción en el BOE, los resultados de una oposición, un trabajo de la universidad…

Nosotros al exponernos en la red, exponemos lo que queremos pero en muchas ocasiones eso no es así, y lo más inquietante es que no somos conscientes de ello, de ahí lo importante de ser prudentes, precavidos e inteligentes con lo que hacemos con nuestra vida digital ya que no es otra cosa que un reflejo de nuestra vida real, por eso la experiencia es vital para ser cautos en lo que mostramos o lo que no mostramos.

Hay quienes son reticentes a estar en redes sociales. Temen por su privacidad, pero no creo que debamos temer ni a Facebook, ni a Youtube ni a cualquier otra web 2.0  Lo peligroso no es el medio. El peligro está en la utilización que de él se haga, y de ello somos todos responsables. No hay nada que temer si realmente sabemos sacar rentabilidad a nuestra presencia, con una óptima gestión de nuestra marca personal.

Las redes sociales facilitan nuestra vida pero también la pueden dificultar creando un mundo virtual falso donde la personalidad puede ocultarse, falsearse o suplantarse.

¿Somos conscientes de que nuestra propia vida real y nuestra vida virtual están expuestas? ¿Sabemos qué queremos exponer de nosotros para que sea compartido por el resto? ¿Tenemos una actitud poco protectora hacia el mundo digital en la red? ¿Es viable compaginar vida privada y vida digital sin perjuicio futuro?

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s